EL REINO DE ESPAÑA Y DE LAS JONS

Opine sobre cualquier noticia del día que le haya parecido interesante o polémica. Sociedad, política, economía...

Moderador: Diario de Noticias

Responder
Zumaque
7 de julio
7 de julio
Mensajes: 14723
Registrado: Lun Ago 24, 2009 10:58 pm

EL REINO DE ESPAÑA Y DE LAS JONS

Mensaje por Zumaque » Dom May 20, 2018 5:13 pm

El Reino de España y de las Jons
Periodista y escritor
Juan Antonio Molina
19 de Mayo de 2018 (12:38 h.)

Ortega afirmó que los españoles se saltaron la época de la Ilustración y que, por tanto, nos falta un “siglo insustituible.” La Europa negra dejó de serlo gracias al esfuerzo de racionalización de las ideas y el afinamiento de las costumbres que fue la Ilustración. Sin embargo, la España negra posterior, al contrario, es el resultado de haber carecido en nuestra historia de todo lo que el siglo XVIII representó. A partir de ahí se inicia lo que Ortega llama tibetización de España, es decir, el aislamiento de nuestro país de los aires ilustrados que soplaban en el resto de Europa, mientras aquí no sólo seguíamos haciendo una burda filosofía escolástica y se obviaba la gran aventura de la ciencia moderna, sino que tampoco la nueva sensibilidad moral hizo mella en la península.

Es este alejamiento intelectual y moral de la corriente que configuró culturalmente a las naciones europeas lo que le hacía escribir a Manuel Azaña en plena guerra civil que “Las cosas españolas no quedan bien traducidas a una lengua extranjera, ni pueden, por tanto, entenderse rectamente con la simple traducción literal de los nombres. Así, siendo equivalentes las palabras, no denotan lo mismo. Traducidas al idioma de cualquier gran país ciertas palabras, por ejemplo: regimiento, universidad, obispo, escuadra, catolicismo, masonería, ametralladora, general, escuela, reforma agraria, etc., la representación de lo español que adquiere el extranjero mediante la versión de tales palabras, es falsa.”

No es de extrañar, por ello, que el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena encuentre tanta incomprensión por parte de los jueces europeos en la atribución de delitos a los nacionalistas catalanes. Y lo más significativo y gravoso de estas “traducciones erratas” es que donde los jueces alemanes o belgas no ven delito tal como lo plantea el instructor del Tribunal Supremo, en el reino de España los “delincuentes” nacionalistas padecen prisión provisional sin posibilidad de remisión por un criterio poco homologable por la justicia europea. Es una parte de las “peculiaridades” que diferencian al reino de España del resto de las democracias: la continuidad histórica de un tiempo político y moral destinado a pasar.

TIENE RAZÓN EL AUTOR DE ESTE ÁRTICULO. La crisis del régimen de poder del 78, régimen construido para darle continuidad enjalbegada al franquismo sociológico, se produce cuando ya es imposible, mediante la apariencia y la propaganda devenida en uniformidad mediática, mantener el autoritarismo estructural del sistema bajo la traza de una democracia en exceso degradada. El régimen se atrinchera, para lo cual criminaliza el malestar y la protesta ciudadana, la discrepancia y la alternativa política, convirtiendo todo ello en materia de orden público y delito común. El hecho de que todos los resortes del Estado, en su vertiente más retardataria y coactiva, incluyendo la uniformidad en los partidos, con independencia de la autodefinición ideológica, se hayan volcado contra el nacionalismo catalán desde los elementos institucionales más represivos y autoritarios es porque éste se ha posicionado desde el tímido reformismo a la ruptura con el régimen de poder vigente.

Se podía haber producido este movimiento de ruptura democrática como decantación del conflicto social, sin embargo, la demolición controlada del mundo del trabajo por las mismas organizaciones políticas llamadas de progreso ha privado de instrumentos de autodefensa social a las clases populares, así como el control por las minorías económicas de los mass media y la industria cultural, mediatiza la influencia de los intelectuales con compromiso social en favor de los adocenados y complacientes con el sistema. Cataluña es el foco, sin embargo, el ciclo represivo del régimen de la Transición es global y los poderes del Estado, ejercidos ya sin atrezo, sujetos al concepto predemocrático de: unidad de mando y diversidad de funciones, no supone ya la judicialización de la política, sino, además, la abolición de la misma política como instrumento de convivencia democrática

Se nota mucho los 40 años de aislamiento de este país, la baja calidad demorática que hay, incluso entre los politicos, dijeron que una vez formado un Gobierno catalán retirarían el 155 y con mil pares de narices lo mantienen. No se sabe porque están detenidos los consellers y aquí hay manga ancha para detener artistas, retirar exposiciones, desde luego cada vez nos recuerda más a esa España cañí, de las Jons y nos rememora tiempos pasados.

Zumaque
7 de julio
7 de julio
Mensajes: 14723
Registrado: Lun Ago 24, 2009 10:58 pm

Re: EL REINO DE ESPAÑA Y DE LAS JONS

Mensaje por Zumaque » Vie Jul 20, 2018 8:07 am

Zumaque escribió:
Dom May 20, 2018 5:13 pm
El Reino de España y de las Jons
Periodista y escritor
Juan Antonio Molina
19 de Mayo de 2018 (12:38 h.)

Ortega afirmó que los españoles se saltaron la época de la Ilustración y que, por tanto, nos falta un “siglo insustituible.” La Europa negra dejó de serlo gracias al esfuerzo de racionalización de las ideas y el afinamiento de las costumbres que fue la Ilustración. Sin embargo, la España negra posterior, al contrario, es el resultado de haber carecido en nuestra historia de todo lo que el siglo XVIII representó. A partir de ahí se inicia lo que Ortega llama tibetización de España, es decir, el aislamiento de nuestro país de los aires ilustrados que soplaban en el resto de Europa, mientras aquí no sólo seguíamos haciendo una burda filosofía escolástica y se obviaba la gran aventura de la ciencia moderna, sino que tampoco la nueva sensibilidad moral hizo mella en la península.

Es este alejamiento intelectual y moral de la corriente que configuró culturalmente a las naciones europeas lo que le hacía escribir a Manuel Azaña en plena guerra civil que “Las cosas españolas no quedan bien traducidas a una lengua extranjera, ni pueden, por tanto, entenderse rectamente con la simple traducción literal de los nombres. Así, siendo equivalentes las palabras, no denotan lo mismo. Traducidas al idioma de cualquier gran país ciertas palabras, por ejemplo: regimiento, universidad, obispo, escuadra, catolicismo, masonería, ametralladora, general, escuela, reforma agraria, etc., la representación de lo español que adquiere el extranjero mediante la versión de tales palabras, es falsa.”

No es de extrañar, por ello, que el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena encuentre tanta incomprensión por parte de los jueces europeos en la atribución de delitos a los nacionalistas catalanes. Y lo más significativo y gravoso de estas “traducciones erratas” es que donde los jueces alemanes o belgas no ven delito tal como lo plantea el instructor del Tribunal Supremo, en el reino de España los “delincuentes” nacionalistas padecen prisión provisional sin posibilidad de remisión por un criterio poco homologable por la justicia europea. Es una parte de las “peculiaridades” que diferencian al reino de España del resto de las democracias: la continuidad histórica de un tiempo político y moral destinado a pasar.

TIENE RAZÓN EL AUTOR DE ESTE ÁRTICULO. La crisis del régimen de poder del 78, régimen construido para darle continuidad enjalbegada al franquismo sociológico, se produce cuando ya es imposible, mediante la apariencia y la propaganda devenida en uniformidad mediática, mantener el autoritarismo estructural del sistema bajo la traza de una democracia en exceso degradada. El régimen se atrinchera, para lo cual criminaliza el malestar y la protesta ciudadana, la discrepancia y la alternativa política, convirtiendo todo ello en materia de orden público y delito común. El hecho de que todos los resortes del Estado, en su vertiente más retardataria y coactiva, incluyendo la uniformidad en los partidos, con independencia de la autodefinición ideológica, se hayan volcado contra el nacionalismo catalán desde los elementos institucionales más represivos y autoritarios es porque éste se ha posicionado desde el tímido reformismo a la ruptura con el régimen de poder vigente.

Se podía haber producido este movimiento de ruptura democrática como decantación del conflicto social, sin embargo, la demolición controlada del mundo del trabajo por las mismas organizaciones políticas llamadas de progreso ha privado de instrumentos de autodefensa social a las clases populares, así como el control por las minorías económicas de los mass media y la industria cultural, mediatiza la influencia de los intelectuales con compromiso social en favor de los adocenados y complacientes con el sistema. Cataluña es el foco, sin embargo, el ciclo represivo del régimen de la Transición es global y los poderes del Estado, ejercidos ya sin atrezo, sujetos al concepto predemocrático de: unidad de mando y diversidad de funciones, no supone ya la judicialización de la política, sino, además, la abolición de la misma política como instrumento de convivencia democrática

Se nota mucho los 40 años de aislamiento de este país, la baja calidad demorática que hay, incluso entre los politicos, dijeron que una vez formado un Gobierno catalán retirarían el 155 y con mil pares de narices lo mantienen. No se sabe porque están detenidos los consellers y aquí hay manga ancha para detener artistas, retirar exposiciones, desde luego cada vez nos recuerda más a esa España cañí, de las Jons y nos rememora tiempos pasados.
Parece que los tiempos pasados vuelven, los franquistas se reunen en el Valle de los Caidos y no quieren que los restos de Francos sean exhumados y su familia tampoco quiere. Banderas preconstitucionales, mano en alto, gritos y nadie les hace nada,aquí por poner una pancarta en el balcón te llaman a declarar. En otros paises el destino de los cuerpos de los dictadores ha sido otro:

¿A dónde irán los restos de Franco? Este es el paradero de “los dictadores muertos que sus países no quieren ver ni en pintura”


El debate que ha suscitado la exhumación de los restos de Franco del Valle de los Caídos ha servido a la periodista Nieves Concostrina para hacer un repaso gráfico del paradero de aquellos dictadores muertos “a los que sus países no han querido ni en pintura". Un traslado que ha provocando la protesta de los franquistas ya que el pasado domingo se reunieron en el lugar para exigir que no se lleve a cabo esta exhumación. Por otro lado, este sábado habrá nuevas protestas pero de un color muy diferente para que finalmente se trasladen los restos del dictador.

El anuncio del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, de la “inminente exhumación de los restos de Franco” deja una gran duda. ¿A dónde irán los restos del dictador si su familia no se hace cargo, como ya ha manifestado?

Mientras se resuelve esa incógnita, Concostrina da una clase de historia a través de un hilo de Twitter, haciendo un repaso del destino de varios dictadores después de su muerte como el italiano Benito Mussolini, el dominicano Leónidas Trujillo o el chileno Augusto Pinochet.

Repasito gráfico al paradero de los dictadores muertos a los q sus países no han querido ni en pintura. Empezando por Hitler. Sus restos, los de Eva Braun y los de la familia Goebbels fueron exhumados, cremados y arrojados al río Biederitz, cerca de Magdeburgo, en 1970.
Benito Mussolini, el musculitos. Tras permanecer escondido en el maletero de un coche, en un armario y en un convento, fue entregado a su familia en 1957 para que lo enterrara en su pueblo. Mutilado y hecho un asco, está en el cementerio de San Cassiano, en Predappio.
El cadáver del fundador del fascismo, en efecto, pasó un yincana, persiguiendo evitar la cremación. Y muchos italianos y su Gobierno distaban mucho de huír de su legado... Demostraron su adhesión al apellido y la sangre en su hija Edda, en 1968...

Leónidas Trujillo, el sanguinario dictador dominicano, después de viajar por tierra, mar y aire porque en su país no iba a tener descanso (pese a que se construyó su propio mausoleo), encontró por fin tumba de lujo en el cementerio del Pardo (Madrid) gracias a su amiguete Franco.

Alfredo Stroessner, el tirano y asesino paraguayo. Cascó en su exilio de Brasil en 2006 y la familia pretendió repatriarlo y que le dieran funeral de Estado en Paraguay. Les dedicarton una pedorreta como respuesta. Permanece en una tumba vulgar de un vulgar cementerio de Brasilia

La saga asesina de los Somoza. El padre, Tacho Somoza, enterrado con honores en la cripta de la Guardia Nacional de Managua. Estuvo tranquilo mientras duró la dictadura de sus herederos. En 1979 se fueron a por sus huesos... y a la escombrera...
El hijo, Anastasio (Tachito) Somoza, más cruel y asesino que su padre, huyó a Paraguay y allí lo ametrallaron en 1980 cuando circulaba con su Mercedes por, cachissss, la Avenida Generalísimo Franco de Asunción. Se lo llevaron a enterrar a un cementerio de Miami...

Jorge Videla, el militar asesino y dictador argentino. Murió sentado en el wáter de su celda en 2013. No había forma de encontrar cementerio que lo acogiera en toda Argentina. Enterrado en el cementerio de Pilar sin nombre, bajo la lápida de la Familia Olmos.

Augusto Pinochet, ese canalla chileno. Murió en su cama en 2006 y la familia pidió funeral de Estado. Y una leche. Incineren y escóndanlo, fue la orden. Está en la capilla privada de la familia Pinochet en su quinta de Los Bolos, en Valparaíso.

Y luego ya si eso están los dictadores guays del Paraguay que descansan felizmente en países de reconocida trayectoria democrática: Mao en China, Kim il Sung en Corea del Norte, Lenin en Rusia y Franco en España.

Responder